orellana

21 Abr Orellana subraya la necesidad de poner en valor los montes y su capacidad de mitigar el cambio climático y absorber el CO2

Explica que el Ministerio está elaborando un Plan de Acción Forestal, que tiene como objetivo la revitalización del sector forestal en su conjunto, y la potenciación del mismo

La directora general de Desarrollo Rural y Política Forestal, Esperanza Orellana, ha planteado la necesidad de poner en valor los montes y su capacidad intrínseca de mitigar el cambio climático y de absorber el CO2. Para ello ha explicado que el Ministerio, junto con el sector, está elaborando un Plan de Acción Forestal, que tiene como objetivo la revitalización del sector forestal en su conjunto, y la potenciación del mismo para su contribución a estos objetivos. De igual forma, ha añadido, el sector forestal estará presente en la estrategia sobre “Agricultura, Clima y Medio Ambiente” que está elaborando el Departamento.

Así lo ha explicado en la clausura y presentación de conclusiones de la Jornada informativa sobre bosques y cambio climático que, organizada por el Ministerio, se ha celebrado en la sede del Departamento. Una jornada cuyo objetivo ha sido informar y debatir sobre el denominado “paquete de verano”, un conjunto de proyectos legislativos europeos que afectan a la contabilidad de las emisiones y las absorciones de CO2 en relación con los “sectores difusos”, entre los que se encuentra la agricultura y el sector forestal.

Si no se cuidan y gestionan los montes, su papel como sumidero de CO2 no será posible, ha afirmado Orellana, que ha insistido en la importancia de velar también por los productos forestales, tanto la utilización de la madera en sus usos más nobles, como en sustitutivos de combustibles fósiles, ya que ambos usos caminan hacia la descarbonización de la economía que tanto se busca.

CONCLUSIONES DE LA JORNADA

En su intervención en la clausura, la directora general ha expuesto las principales conclusiones de la Jornada, entre las que ha destacado el papel de los bosques, no sólo como mitigadores, sino también como factores fundamentales para la adaptación al cambio climático y para alcanzar los objetivos de la Convención y el Acuerdo de París.

En relación con las propuestas de Reglamento actualmente en negociación, ha señalado que deben servir para impulsar la política forestal española en su conjunto. En realidad el cambio climático debería verse como una oportunidad para el sector forestal, ha indicado.

También ha destacado el papel clave de las comunidades autónomas, debido a la distribución de competencias española, que les atribuye las de gestión forestal.

Orellana ha resaltado igualmente la necesidad de poner en valor todas las superficies forestales, y no sólo las repoblaciones nuevas, que difícilmente se van a dar con la intensidad del pasado. Hay que resaltar, ha puntualizado, el valor de las superficies agroforestales y en concreto silvopastorales aprovechadas por ganadería extensiva, e importantes en la captación de carbono en el suelo. Esto se enlaza con la iniciativa 4 por mil, apoyada por España.

Otra de las conclusiones a las que han llegado los representantes del sector forestal, las organizaciones ecologistas y los responsables de las CCAA, asistentes a la Jornada, ha sido la importancia de fomentar el uso de productos forestales, naturales, sustitutivos de otros más contaminantes y, con un alto valor añadido en secuestro de carbono (productos de la madera) o como sustitución de combustibles fósiles en el caso de usos energéticos.

Por último la directora general ha destacado la necesidad de tomar conciencia sobre los beneficios del uso de productos forestales para el cambio climático, y el papel clave del sector forestal en una economía baja en carbono, y para la conservación de un medio rural habitado.

Comparte la noticia en tus Redes Sociales Share on FacebookTweet about this on Twitter